domingo, 3 de septiembre de 2017

INDEPENDENCIA FINANCIERA VS. LIBERTAD FINANCIERA

Si hay alguien totalmente independiente, que levante la mano.

Aunque está ampliamente extendido su uso, el significado de la expresión "Independencia financiera" me parece que encierra ideas no del todo aclaradas y creo que merece un análisis más detallado pues su correcta interpretación puede evitar más de una decepción.


Entiendo que el segundo vocablo, "financiera" es el menos escabroso de los dos y se le puede asignar cualquier referencia relacionada con el capital, que para mantenernos en un terreno menos abstracto podemos identificar con el dinero.


Mi inquietud proviene del primero, "independencia". Literalmente significa: "Que no guarda relación de dependencia con otra cosa", y aquí surge mi reflexión.


¿ Realmente se trata de algo posible ? ¿ Existe algo en el Universo totalmente independiente del resto de las cosas ?


Y menos tratándose de dinero, que no es ni más ni menos que un instrumento de intercambio.


Otra expresión muy utilizada es la de "Libertad financiera". Volvemos a encontrarnos con un concepto cuestionable, "libertad". Si bien creo que es posible llegar a pensar lo que uno quiera, otra cosa muy diferente es decir y hacer lo que desee ( ¡ A ver quién siempre se atreve o le interesa ! ). Y mucho menos si lo ligamos a la otra palabra "financiera", por la misma razón anterior.




En una ocasión escuché a un personaje muy popular describir la riqueza como una situación en la que uno puede permitirse todo lo que desee sin tener que preocuparse por el costo. Es este sentido podrían equipararse ambos conceptos. Ahora bien, aunque él se consideraba a sí mismo rico, no tenía el control sobre su libertad, de hecho ha estado privado de ella en varias ocasiones.

Quizás el status más razonable a perseguir sea el de "Estabilidad financiera". La palabra estabilidad también tiene sus migas, pero eso lo dejamos para otra publicación.

La estabilidad transmite una idea de paz, de tranquilidad, de tener las cosas bajo control, y ése creo que es el primer objetivo a conseguir para posteriormente seguir aspirando a algo más. Una vez alcanzado un determinado grado de estabilidad se puede, con precaución, ir pensando en elevar un poco más el listón hasta tratar de colocarlo lo más cerca posible de la ansiada libertad.  

2 comentarios:

  1. Interesante visión sobre la Independencia Financiera Iñigo!

    Yo he empezado recientemente un blog sobre el tema, si le hechas un vistazo estaré encantado de saber tu opinión:

    http://lahormigacapitalista.com

    Te acabo de descubrir y voy a seguirte de cerca! :)

    Un abrazo,

    Guillem

    ResponderEliminar
  2. ¡ Hola GUILLEM !

    En primer lugar, agradecer tu interés por el blog y por el tiempo dedicado a visitarlo.

    Creo que una de las grandes ventajas de publicar uno es que te obliga a estar al día de los temas tratados, y el tener que escribir sobre ellos, te incita a reflexionar y profundizar en buscar la esencia de cada asunto.

    He estado ojeando tu hormiguero y te animo a disfrutar con él como yo hago con éste.

    En cuanto a las inversiones financieras en general, mi opinión quedó perfilada en este post:

    https://unoporunoesuno.blogspot.com.es/2016/11/financiacion.html

    Todavía no he conocido a nadie que haga un esfuerzo por diseñar un producto financiero pensando en el beneficio del inversor.

    Comparto contigo que la base de todo es el sacrificio y la disciplina en el ahorro. A la hora de invertir soy partidario de una mayor diversificación más allá del mundo financiero.

    Uno de mis lemas es "Compartir para crecer", así que encantado de haberte conocido, desearte todo lo mejor y ponerme a tu servicio para lo que precises.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar